Edgar Machado, presidente del Sindicato de Maestros, indicó que “estamos peleando por calidad educativa, que tengamos un centro que cuente con los servicios públicos.

“Con hambre y miseria no hay educadores” y “las clases de hoy las damos en la calle”, gritaron este miércoles 20 de noviembre, los maestros en la calles caraqueñas para exigir salarios que puedan cubrir sus necesidades básicas.

El presidente del Sindicato de Maestros, Edgar Machado, indicó que “estamos peleando por calidad educativa, que tengamos un centro que cuente con los servicios públicos. Esta lucha es de todos y por eso queremos que se unan los padres y representantes”.

A la protesta de los maestros, se unieron los jubilados y pensionados, quienes aseguraron que el reclamo es el mismo: mejoras salariales y la carencia de servicios públicos.

Raquel Figueroa, dirigente sindical, aseveró que “estamos aquí para seguir exigiéndole al régimen que cumpla con su deber. Nuestro plan de acción es mantener la protesta, hasta lograr nuestros objetivos de salvar la educación”.

Los docentes plantearon que las 8 federaciones se unan al llamado para convocar a un paro general de profesores. “Hasta que este gobierno no entienda que queremos un país democrático, seguiremos en la calle”.

Por su parte, Inyerverth Bellorín, de la Escuela de Derecho de la Universidad Central de Venezuela (UCV), denunció que no les permitieron protestar en las adyacencias de la estación Ciudad Universitaria, para convocar a la sociedad civil a la marcha de los estudiantes para mañana.