El Dow Jones avanzó 81,25 puntosy se ubicó en 26.543,33 enteros, mientras que el selectivo S&P 500 sumaba 0,47% y 13,71 unidades hasta 2.39 enteros

Wall Street cerró con ganancias este viernes y el Dow Jones de Industriales, su principal indicador, subió 0,31%, un final de semana en el que los inversores tuvieron finalmente en cuenta los resultados trimestrales de muchas compañías, permitiendo récords en los índices del S&P 500 y Nasdaq.

Al término de la sesión en la Bolsa de Nueva York, el Dow Jones avanzó 81,25 puntos, hasta situarse en 26.543,33 enteros, mientras que el selectivo S&P 500 sumaba 0,47% y 13,71 unidades, hasta 2.39 enteros.

Por su parte, el índice compuesto del mercado Nasdaq, que agrupa los valores tecnológicos, ganaba 0,34% y 27,72 enteros, hasta 8.146,40 puntos.

Foto: EFE

Por sectores corporativos, predominaron las ganancias, lideradas por el sanitario, que sumó un 0,96%, seguido de las empresas financieras (0,94%) y de las de bienes de consumo no esenciales (0,93%).

Perdieron, por otro lado, el sector energético (-1,21%) y el de tecnología (-0,35%).

En la situación del sector energético tuvo que ver que las dos grandes petroleras de EEUU, Exxon Mobil y Chevron, hayan acusado las bajadas de precio del crudo, así como diferentes desafíos internacionales, en sus beneficios en el primer trimestre de 2019, que se vieron seriamente resentidos.

Recortes de producción en países como Canadá, las sanciones a Venezuela y la debilidad del precio del gas natural en Asia fueron cuestiones que impactaron en Exxon, Chevron y otras petroleras, a lo que hay que añadir el negocio del refinado de crudo, uno de los mayores en el último lustro y que fue especialmente afectado este año, según los expertos.

No obstante, el parqué neoyorquino vio cómo el S&P 500 y el Nasdaq Composite cerraron en niveles récord este viernes, ya que los datos económicos mejores a los esperados compensaron un lote mixto de ganancias corporativas.

Además, ayudó al optimismo generalizado el hecho de que el producto interno bruto del primer trimestre de EEUU fue de 3,2%, dijo el viernes el Departamento de Comercio, superando las estimaciones de los analistas del 2,5%. Un aumento en el que tuvo que ver los buenos datos en el terreno de las exportaciones.