Esta carrera, prevista en el circuito de Brno, será la tercera de la temporada, después de dos que tendrán lugar en España, en el circuito de Jerez, igualmente a puerta cerrada. Será en la ciudad andaluza donde se retome la competición, el 19 de julio

El Gran Premio de la República Checa de motociclismo, válido para el Mundial de MotoGP, tendrá lugar el 9 de agosto a puerta cerrada, debido a las precauciones ante la pandemia del nuevo coronavirus, anunciaron este viernes los organizadores.

“Pese a todos nuestros esfuerzos, la carrera de este año tendrá lugar sin público por razones de seguridad”, lamentó el gobierno regional en un comunicado, precisando que las entradas ya vendidas para este año serán válidas para el próximo año.

La temporada de MotoGP debía haber comenzado el 8 de marzo en Catar, pero la pandemia hizo que únicamente se disputarán las carreras de Moto2 y Moto3 en el emirato. La categoría reina todavía no ha podido comenzar en este 2020.

La República Checa ha controlado relativamente bien la pandemia del COVID-19, con un balance de 350 fallecidos y 12.000 casos confirmados.