El crimen ocurrió en la carretera Petare-Santa Lucía, donde un sicópata conductor con arma de fuego disparó contra el herrero tras un intercambio de palabras en la vía por mala conducción del victimario que se desplazaba en un Corsa con parachoques color negro, lo cual es investigado por el CICPC

El pasado viernes 26 de noviembre, Edwin Alfredo González (30) regresaba de una parcela que recién había comprado en un terreno de Fila de Mariches, jurisdicción del Municipio Sucre, estado Miranda. Iba en su vehículo particular, acompañado con su esposa y tres hijos menores de edad.

De acuerdo con el testimonio ofrecido este lunes por algunos parientes -en la medicatura forense de Bello Monte-, cuando González transitaba por la carretera Petare- Santa Lucía, el conductor de un vehículo marca Chevrolet, modelo Corsa de color gris, le gritaba improperios porque no le dejaba adelantar en la vía.

Ambos conductores discutían mientras manejaban, hasta que el hombre del Corsa lo interceptó en plena vía, le truncó el paso, sacó un arma de fuego y le disparó a González en la cabeza, quien murió luego en el hospital Domingo Luciani de El Llanito, en Petare.

Funcionarios de la División contra Homicidios del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc), realizaron un retrato hablado del homicida en fuga, con las características ofrecidas por la ahora viuda de González, quien presenció el hecho junto a sus tres hijos menores de edad.

La viuda indicó que el Corsa tiene parachoques color negro y rines decorativos, datos que seguramente servirán para dar con el paradero de este conductor asesino de carretera y que podrí actuar de nuevo con tal sicopatía.

En vida, González se dedicaba al oficio de la herrería. Fue a la parcela porque debía cancelar la quincena a sus trabajadores.