Los picos de inicio de la enfermedad se dan entre los 20 y 30 años o entre los 50 y 60 años, según la doctora Rossana Janina Llergo Valdez.

La psoriasis es una enfermedad inflamatoria autoinmune, que genera muchas escamas en la superficie de la piel, informó la doctora Rossana Janina Llergo Valdez, vicepresidenta de la Fundación Mexicana para la Dermatología.

Las zonas afectadas son principalmente en codos, rodillas, cuero cabelludo, uñas o cualquier otra parte del cuerpo; con escamas que pueden tener un grosor y tamaño diferente.

En el marco del Día Mundial contra la Psoriasis, que se conmemora el 29 de octubre, la especialista señala que los picos de inicio de la enfermedad se dan entre los 20 y 30 años o entre los 50 y 60 años.

Además de afectar la piel y las uñas, un paciente puede desarrollar la artritis inflamatoria (artritis psoriásica), lo que ocurre en un tercio de los casos.

La psoriasis carece de cura, situación que preocupante para quien la padece, pues aseguran que son discriminados por la apariencia de la escamas rojizas.

Ruth Berthely, quien padece esta enfermedad desde los 9 años, aseguró que “muy difícil relacionarse con las personas, porque te ven mal. A mi, por ejemplo, desde niña no me saludaban, pensaban que si me tocaban los podía contagiar, y es una enfermedad que no se contagia”.

Berthely, actualmente tiene 55 años de edad, contó que pasó por muchos momentos de depresión, y la carga emocional fue tan grande que a los 20 años pensó en quitarse la vida “porque es una enfermedad que cambia tu vida y que nadie entiende, muchas veces ni siquiera tu propia familia”.

Para enfrentar su situación, reveló que tuvo que recurrir a terapia psicológica para afrontar el padecimiento.