Desde la Central Bolivariana Socialista de Trabajadores (CBST) desarrollan asambleas para “impedir cualquier maniobra que frene el normal desarrollo de nuestras empresas, ministerios, gobernaciones y alcaldías”

Representantes de la Central Bolivariana Socialista de Trabajadores (CBST) condenan los llamados a paros escalonados que, según adelantaron algunos gremios, se harán para la próxima semana con el objetivo de aumentar la presión contra el gobierno del presidente Nicolás Maduro.

Jacobo Torres, coordinador internacional de la CBST y constituyente por la clase obrera, dijo que es un “paro de carácter insurreccional” y “no está sustentado en los derechos laborales sino en el respaldo a una posición política, además fraudulenta como la de (Juan) Guaidó”.

En entrevista con Contrapunto, manifestó que el Estado ha tenido “toda la disposición de dialogar con los trabajadores” y aclaró que, desde la organización que representa, no niegan que hay problemas en el orden económico y en el debate de las tablas salariales.

Sin embargo, condenan “cualquier intento de soliviantar y generar espacios de violencia” porque “esos llamados a paro lo que están buscando es tratar de generar espacios de zozobra para el pueblo”.

Acotó que desde la CBST reiteran el respaldo a Maduro, apuestan a la paz y al diálogo y no caerán en ninguna provocación. “De antemano, ese paro está condenado”, dijo.

Se preparan para cualquier eventualidad

El representante sindical mencionó que en esa convocatoria, adelantada por el presidente de la Asamblea Nacional (AN), Juan Guaidó, después de una reunión con sindicatos de la administración pública el martes, priva el interés político.

Mencionó que la CBST “tiene la expresión de la inmensa mayoría de los sindicatos y sectores económicos del país” y en todos se han firmado las convenciones colectivas, se están debatiendo las tablas salariales después de la reconversión e, incluso, se están discutiendo los planes productivos del país.

Según Torres los que llaman al paro representan “un sector muy minúsculo, que no tienen ninguna dirección sindical que sea medianamente respetable o válida”.

“El presidente de la central ha conversado con algunos de estos sectores buscando el entendimiento, si estos sectores siguen con su esquema de violencia que se atengan a las consecuencias frente a la ley y a la Constitución”, indicó.

Desde el anuncio hecho por Guaidó después de la reunión del martes, los integrantes de la CBST se mantienen en asambleas en todo el país conversando con los sectores económicos mas importantes “para impedir cualquier maniobra que frene el normal desarrollo de nuestras empresas, ministerios, gobernaciones y alcaldías, para poner en alerta a los trabajadores del plan golpista y para prepararnos para cualquier eventualidad que intenten imponerle al país”.