Un león, un Picasso o un dinosaurio son los inauditos hallazgos de las aduanas

Un cuadro de Degas o un Picasso, animales o plantas protegidas y hasta objetos romanos de oro son algunas de las piezas incautadas en los últimos años por las aduanas francesas

En las estaciones, los aeropuertos y los centros de clasificación del servicio de correos, los agentes de aduanas de francia cumplen una función estratégica para aplicar la normativa sobre especies en peligro o para la lucha contra el tráfico de arte. 

Muy a menudo dan con importantes tesoros escondidos. Como el cachorro de león vivo que encontraron en octubre en un garaje de Marsella, en el sur del país.

En el caso de animales vivos, sobre todo se intenta devolverlos al país de origen y reintroducirlos “en su entorno natural”. 

En el 2018, los agentes requisaron 74 loros, 55 reptiles -camaleones, iguanas, lagartos, varanos- y 40 tortugas / Foto: Pxhere

Cuando no se puede, hay que encontrar una solución de acogida, y rápido. “El reto es lograr mantenerlos con vida, pese a las condiciones de transporte y el estrés relacionados con su captura”, según las aduanas. 

Así, de los cien ruiseñores de Japón hallados en cinco cajas de madera en marzo de 2014, la mitad murieron en la primera noche, deshidratados. 

En cuanto al cachorro de león, fue entregado a la asociación Tonga, la misma que recogió a dos monos de Gibraltar encontrados en una caja para gatos en agosto de 2008, abrazados y petrificados de terror, en el suroeste de Francia.