La primera ministra británica remitió este miércoles una carta al presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, con el requerimiento

A la primera ministra británica, Theresa May, no le quedó otra opción que solicitar este miércoles a la Unión Europea (UE) una prórroga del “brexit” hasta el 30 de junio.

La decisión se produce tras los fracasos que acumuló en los intentos para aprobar su acuerdo y ante la ausencia de consenso en el Parlamento. 

En la sesión semanal de preguntas a la primera ministra en la Cámara de los Comunes, May afirmó haber escrito al presidente del Consejo Europeo, Donald “Tusk, informándole que Reino Unido desea una extensión del Artículo 50 (que rige la salida de un país miembro) hasta el 30 de junio”.

May acudió este miércoles a la sesión semanal de preguntas / Foto: AFP

Dejó claro que su intención no es prolongar el “brexit” más allá de esa fecha, casi tres meses después de la fecha original, porque eso implicaría que el Reino Unido tendría que participar en las elecciones europeas que se celebrarán del 23 al 26 de mayo.

Durante su comparecencia, los diputados laboristas pedían su dimisión y su líder, Jeremy Corbyn, la acusó de haber dejado “correr el reloj” y de haber “fracasado” con un pacto que ya ha sido rechazado dos veces.