El precio del petróleo intermedio de Texas (WTI) subió este viernes 2,17% y cerró en 55,59 dólares el barril, su nivel más alto en casi tres meses, impulsado por el anuncio de que Arabia Saudí va a recortar su producción.

Al final de las operaciones a viva voz en la Bolsa Mercantil de Nueva York (Nymex), los contratos de futuros del WTI para entrega en marzo avanzaron 1,18 dólares con respecto a la sesión del día anterior.

Por su parte, el precio del barril de petróleo Brent para entrega en abril terminó en el mercado de futuros de Londres en 66,25 dólares, un 2,60% más que al finalizar la sesión anterior.

El crudo del mar del Norte, de referencia en Europa, concluyó la jornada en el International Exchange Futures con un incremento de 1,68 dólares respecto a la última negociación, cuando cerró en 64,57 dólares.