El petróleo de Texas subió 0,25% y cerró la jornada en $59,98, mientras que el barril de Brent bajó 1,05% y terminó en $67,68

El precio del petróleo intermedio de Texas (WTI) subió este jueves 0,2% y cerró en 59,98 dólares el barril, su punto más alto en cuatro meses y cerca ya de superar la barrera de los 60 dólares gracias a la política de restricción de producción de la Opep y las sanciones de EEUU a Irán y Venezuela.

Al final de las operaciones a viva voz en la Bolsa Mercantil de Nueva York (Nymex), los contratos de futuros del WTI para entrega en abril avanzaron 25 centavos de dólar con respecto a la sesión previa.

El precio del crudo de referencia en Estados Unidos ha subido casi un tercio desde el inicio de 2019 por los recortes en el suministro liderados por la Opep y sus socios, así como por las sanciones promulgadas contra Irán y Venezuela por parte de Estados Unidos.

Ha habido un rápido descenso de los inventarios y eso se produce a pesar de que muchas refinerías realizan trabajos de mantenimiento de temporada antes de la demanda máxima de verano, según los analistas.

Sin embargo, las tensiones del comercio mundial siguen siendo una preocupación, por lo que los inversores son cautos a la espera de ver cuándo y cómo se concreta el acuerdo comercial pendiente entre China y Estados Unidos, y si esto encarece los productos por nuevos aranceles o el mantenimiento de los actuales.

Foto: EFE

En Londres, por su parte, el precio del barril de petróleo Brent para entrega en mayo terminó este jueves en 67,68 dólares, un 1,05% menos que al finalizar la sesión anterior.

El crudo del mar del Norte, de referencia en Europa, concluyó la jornada en el International Exchange Futures con un descenso de 0,72 dólares respecto a la última negociación, cuando cerró en 68,40 dólares.

El precio del crudo retrocedió en la segunda mitad de la jornada tras haber alcanzado por la mañana 68,67 dólares, un máximo nivel en cerca de cuatro meses.

La preocupación por la evolución de la economía global y sus posibles efectos en la demanda contrarrestó en el mercado el impulso al alza de la caída en las reservas estadounidenses que se conoció este miércoles, según los analistas.