Tras el empate 1-1 en la ida en el Camp Nou, que da una pequeña ventaja al Real Madrid, Valverde tiene claro que “tenemos que intentar ir a hacer daño al contrario”

El técnico del Barcelona, Ernesto Valverde, advirtió este lunes que el partido de vuelta de semifinales de Copa del Rey contra el Real Madrid el miércoles “es definitivo”, pero rechazó que condicione el segundo asalto el sábado en Liga.

“Es un partido definitivo, uno de los dos va a llegar a la final y uno va a quedar fuera”, dijo Valverde en la rueda de prensa previa al encuentro copero, antesala del segundo clásico de la semana que jugarán ambos equipos el sábado en la 26ª jornada del campeonato español.

“Sabemos que va a ser complicado, que tenemos un marcador que no es el que nos gustaría de inicio, pero es un partido que está abierto, una eliminatoria que está por decidir”, aseguró Valverde.

Tras el empate 1-1 en la ida en el Camp Nou, que da una pequeña ventaja al Real Madrid, Valverde tiene claro que “tenemos que intentar ir a hacer daño al contrario”.

Foto: EFE

“Intentamos siempre ir a ganar el partido y en este caso partimos de la base que si no marcamos no tenemos posibilidades de pasar. Nuestra obligación es ir a marcar”, afirmó el ‘Txingurri’ Valverde, recordando que “lo hacemos siempre, no es ninguna variación con lo que hacemos siempre”.

Aunque se trata del primero de dos clásicos consecutivos, Valverde rechazó que pueda influenciar el del sábado.

“No es normal jugar dos partidos de esta envergadura en la misma semana, pero puede suceder. Es difícil que se dé el mismo resultado en uno y otro, siempre son partidos diferentes, no sé qué puede ocurrir en estos dos”, dijo.