El joven está acusado de haber pirateado las cuentas de Twitter de personalidades como Barack Obama, Bill Gates y Elon Musk para estafar a otras personas

Imágenes pornográficas interrumpieron este miércoles una audiencia judicial por videoconferencia del caso del joven floridano de 17 años acusado de haber pirateado las cuentas de Twitter de personalidades como Barack Obama, Bill Gates y Elon Musk para estafar a otras personas. Según medios locales que cubrieron la audiencia presidida por el juez Christopher Nash, de Tampa (costa oeste de Florida), hubo también interferencias de música de rap, insultos raciales y sonidos estridentes.

El juez interrumpió la audiencia temporalmente y cuando la reanudó denegó una petición de la defensa de Graham Clark para reducir la fianza de 725.000 dólares impuesta al acusado para poder quedar en libertad antes de juicio, según los cales de televisión de Tampa. La próxima audiencia ha sido fijada para el 7 de octubre.