https://www.facebook.com/BeducenVenezuela/

Viernes, 16 de Noviembre de 2018

Contrapunto.com

Economía

Hiperinflación es una política deliberada para reducir el salario, afirma Douglas Becerra

Ya pasó el respirito del aumento salarial y la hiperinflación sigue "vivita y coleando"

Ya pasó el respirito del aumento salarial y la hiperinflación sigue
- Foto: Jonathan Lanza/ Archivo Contrapunto
  •  
  • Vanessa Davies/ vanessa@contrapunto.com
  • Jueves, 20 de Septiembre de 2018 a las 12:02 a.m.

En la primera semana de septiembre "se han duplicado los precios de los alimentos", subraya el diputado y economista Ángel Alvarado

El aumento salarial a 1.800 bolívares soberanos (180 millones de bolívares) trajo "un respirito" para la población, que el primer fin de semana arrasó con lo que había en los estantes de los comercios.

Pero, pasado el bálsamo, "lo que hemos visto es una aceleración de los precios, y podríamos calcular que se han duplicado los precios de los alimentos en la primera semana de septiembre", asegura el diputado y economista Ángel Alvarado (Primero Justicia).

Ese "respirito" es algo temporal, porque "la gente siente lo que llamamos la ilusión monetaria: Hay dinero y los precios no se ajustan por completo en un primer momento, pero se van a terminar ajustando si la productividad no aumenta", razona Alvarado en conversación con Contrapunto.

Lea también Estudiar en una universidad privada cuesta entre BsS 1.800 y BsS 11.000 el trimestre

La realidad económica "es que la hiperinflación se va a comer todo", y que si además se controlan los precios "van a desaparecer los productos".

Como economista, critica el paquete de medidas anunciado por el mandatario Nicolás Maduro. "Las medidas económicas del 20 de agosto han tenido un efecto contractivo", refiere el parlamentario, porque "muchos comercios no han abierto por miedo a represalias, persecución, incertidumbre; hay información de despido de trabajadores".

Ya el Producto Interno Bruto (según mediciones de la Asamblea Nacional) cayó 25% en el primer semestre del año, "y vemos un retrocedo de 50% desde que Maduro asumió el poder" en 2013.

Douglas Becerra: la hiperinflación es algo deliberado

El economista Douglas Becerra, profesor de la UCV, argumenta que la hiperinflación "es una herramienta de política económica para bajar el salario", y lo atribuye como parte de la estrategia "para atacar la estructura económica privada". El Gobierno "quiere hacer una economía de conuco y eso necesita salarios de conuco, y para conseguir salarios de conuco hay que bajar los salarios aceleradamente mediante la hiperinflacion".

Becerra -quien conversó con Contrapunto en el contexto del foro "El Despojo, ese Madurazo acabo con tó"- considera que el sector comercial y productivo del país "es incompatible con el modelo" socialista. "En Venezuela está ocurriendo un proceso de descapitalización: Todos nosotros estamos perdiendo patrimonio, estamos vendiendo el carro o un bien para mantener el nivel de consumo", analiza, porque "el trabajo no alcanza para comer".

Lea también Rafael Arreaza: En Venezuela ya no hay cómo sostener los pagos a los pensionados


Precios acordados "no existen"

"Todos sabemos que los precios acordados no existen en la calle", sostiene Cástor González, presidente del Centro Popular de Formación Ciudadana. Esta es "una absoluta distorsión y falsedad", porque no hay precios acordados, y si los hay, es porque se produce y se vende a pérdida.

Lea también El domingo hubo "plata" circulando y también carne y pollo en Quinta Crespo

La hiperinflación puede mantenerse: "Estamos en el décimo mes, y esto podría picar y extenderse".

González no duda en calificar las medidas como "un madurazo" porque es un golpe "a la economía del pueblo venezolano". A su juicio, había otro camino para atender la crisis económica. "Ahora se están tomando algunas medidas que las tendría que tomar cualquiera, pero no hay confianza que las haga creíbles y, peor aún, están contaminadas por el elemento estrictamente político" y sin vocación de resolver las cosas.

El petro "es una malcriadez, es una resistencia a entender que el dólar es la moneda con la cual se transa la mayoría de las operaciones", y por eso se convierte en un elemento contaminante, afirma. El petro como parámetro implica riesgos e incertidumbres, indica González, quien deja dos preguntas en el aire: ¿Qué pasa si baja el precio del petróleo? ¿Baja el salario?

http://www.contrapunto.com/noticia/suspiros-y-galletas-dulce-antojo-coloniero-103816/