https://www.facebook.com/BeducenVenezuela/

Domingo, 18 de Noviembre de 2018

Contrapunto.com

Arte y Cultura

La pieza está dirigida por Dairo Piñeres y trata el tema de los inmigrantes

"Visa para un sueño": el musical en el que la perseverancia puede más que el talento

El actor Mateo Cestari protagoniza la pieza musical junto a 17 jóvenes representantes de la nueva generación del teatro en Venezuela - Foto: Miguel Hurtado - Contrapunto
  •  
  • Marianny Aponte
  • Jueves, 28 de Junio de 2018 a las 3:26 p.m.

La historia de duras pruebas y éxito del animador y locutor venezolano Raúl Gonzalez ("Chamokropolis") se narra entre canciones y bailes en la obra escrita por él mismo. Este jueves, en el BOD, sube al escenario protagonizada por Mateo Cestari

Luego de un largo transitar, el animador, cantante y locutor venezolano Raúl Gonzalez, logró echar la mirada atrás. Pese a que eran los años 90, se fue de Venezuela "a probar suerte" en Estados Unidos. Y esa travesía se ha convertido en Visa para un sueño, una obra musical que se estrena este jueves 28 de junio en el Centro Cultural BOD, bajo la dirección de Dairo Piñeres y la producción de Jorgita Rodríguez.

Con un ambicioso montaje e interpretada por talentosos y jóvenes cantantes, actores y bailarines, Visa para un sueño, cuenta la salida del país de quien fuera el animador de Chamokropolis.

Dispuesto a conquistar a la audiencia norteamericana y a pesar de las dificultades, Raúl González escribió un texto en el que narra las experiencias de tener que asistir a varios casting sin éxito, realizar empleos inesperados, soportar situaciones infames y superar los miedos y las inseguridades a pesar de su físico, acento y carencia de documentación legal.

Fue en 2002 cuando finalmente aquel artista, que llegó a sobrevivir con 25 centavos en su cuenta, se convirtió en el anfitrión de "Despierta América" de la cadena Univisión en la que trabajó por más de 10 años, hasta que decidió formar parte de la familia Telemundo que le dio la oportunidad en 2014 de animar los Premios Billboard de la música latina.

El protagonista del musical, Mateo Cestari, fue seleccionado en un casting abierto, al igual que el resto de los roles, interpretados por Ariadna Iztúriz, Lester Frías, Anett Álvarez, Marián Vázquez, Yohanderson Terán, Leandro Campos, Johanna Centeno, Esteban Ramírez, Michelle Rondón y Frank Cróquer. Este divertido musical cuenta, además, con la participación especial de Delia, Henry Soto, Evlin Pérez, Jairam Navas, Efraín González y Francisco Aguana.

Para la obra se realizaron coreografías y acordes musicales originales / Foto: Rafael Briceño - Contrapunto

Con su auspicio a Visa para un sueño, el Centro Cultural BOD reafirma su compromiso con el país y la cultura. “Nos empeñamos en diseñar una programación prolija y diversa, en sintonía con los requerimientos del público y las tendencias. Apostamos a potenciar el acceso de nuestros espectadores a propuestas artísticas de alto nivel. Por eso nos sumamos a la producción de este maravilloso espectáculo que, luego de arduos meses de trabajo, estrenaremos en nuestras salas”, comenta Yubirí Arraiz Pinto, directora artística de la prestigiosa institución ubicada en La Castellana.

Ser un niño de nuevo

Ante este nuevo reto, el director teatral Dairo Piñeres expresa estar muy feliz y agradecido por la oportunidad de poder montar este musical, pese a que reconoce que tal vez este no sea un buen momento en el aspecto económico; sin embargo, asegura que este tipo de espectáculos pueden servir para subir los ánimos.

"La de Raúl es una historia supersimpática y agradable. Estoy satisfecho con lo que se ha hecho porque hemos trabajado muchísimo", comentó.

Para el director Dairo Piñeres, "un musical es ser un niño de nuevo” / Foto: Miguel Hurtado - Contrapunto

Jorgita Rodriguez expresó que el musical es un intento bastante importante en estos tiempos y espera que pueda gustar y cautivar a la audiencia. También lamenta que en estos momentos tan difíciles se podría interpretar que el mensaje de la pieza es “vete para que lo logres”, agregó.

Sin embargo, aclara que el texto a lo que apuesta es a “que trabajes por lo que quieres y que la perseverancia muchas veces es más importante que el propio talento”. La productora aseguró que "todo es cuestión de insistir" y "en eso estamos en Venezuela insistiendo con estos proyectos de teatro".

La productora general Jorgita Rodríguez considera que este proyecto es un acto de fe / Foto: Miguel Hurtado - Contrapunto

Yo no me quiero ir

Mateo Cestari es el responsable de interpretar a Raúl Gonzales, el joven actor resaltó que se siente "honrado de estar entre todas esas estrellas". Explicó que esto significa un gran reto para él porque representar a Raúl "es más que representar a Raúl", comentó.

"Yo creo que este musical habla no solo de la vida de él, sino de los que están afuera. De hecho aquí adentro yo me siento como un inmigrante porque muchos de mis amigos se han ido y yo no me quiero ir”, agregó Cestari.

El joven Mateo Cestari estuvo siempre en la mente del director para interpretar al animador / Foto: Rafael Briceño - Contrapunto

Se cree que Raúl en algún momento se cuestionó renunciar a su sueño y devolverse a Venezuela, pero Cestari piensa que en el caso de las nuevas generaciones de actores es al revés. “Si renuncio a mi sueño me termino yendo”, dijo muy conmovido.

Los jóvenes que pertenecen al elenco fueron seleccionados en un casting abierto / Foto: Rafael Briceño - Contrapunto

Lea también A Evio sus músicos y amigos lo dibujaron con la poesía que regaló a los venezolanos

Lea también El teatro nacional celebra su día sorteando dificultades y reforzado con nuevos talentos

http://www.contrapunto.com/noticia/suspiros-y-galletas-dulce-antojo-coloniero-103816/