https://www.navicu.com/

Sábado, 18 de Agosto de 2018

Contrapunto.com

Deportes

#SiénteteOrgulloso

Valerya Hernández: la pequeña gigante del kata en Venezuela y primera del ranking nacional

Valerya Hernández: la pequeña gigante del kata en Venezuela y primera del ranking nacional
La zuliana Valerya Hernández en la Copa Internacional Simón Bolívar donde ganó 3 medallas de oro - Fotos: Lisandro Casaña / Contrapunto
  •  
  • Arnaldo Fernández I @fernandzarnaldo
  • Sábado, 21 de Julio de 2018 a las 12:11 a.m.

Seriedad, disciplina y constancia son los términos que definen la carrera de una joven que a su corta edad no para de cosechar triunfos en el kata nacional e internacional

El kata es un término japonés, el cual comprende un conjunto de movimientos establecidos por secuencias, y los cuales pueden ser practicados de manera individual y por pareja.

En Venezuela, el buen nivel de la práctica del kata va cada día en aumento y son múltiples los atletas que representan al país en diversas competencias y concursos internacionales. Un ejemplo de este óptimo nivel es la zuliana Valerya Hernández, quien no para de darle satisfacciones y logros al país.

La destacada karateca nacional recibió al equipo de Contrapunto en las instalaciones del Instituto Nacional de Deportes (IND), y con ella pudimos indagar más acerca de sus logros, trayectoria y la vida en torno al karate, de una de las atletas mejor ranqueada dentro del deporte en general.

Lea también “Paciencia, disciplina y lógica”: herramientas del karate para afrontar crisis venezolana

Con 20 años y una trayectoria de campeona

Con una importante trayectoria a sus apenas 20 años de edad, Valerya es la número 1 del ranking nacional en la modalidad kata y actualmente tiene 13 años en el karate. “Yo estoy en la selección desde el 2011 y, a partir de allí, muchos han sido los recorridos a nivel nacional e internacional”.

Lea también Karate venezolano se bañó de oro en los Juegos Bolivarianos

Dentro de su trayectoria destacan 3 campeonatos panamericanos, 5 veces campeona suramericana, y 4 veces campeona centroamericana. Entre sus competencias recuerda con mucho cariño el primer campeonato panamericano juvenil en Brasil, el cual resultó el más difícil para ella, debido a que fue su primera experiencia internacional. “He dicho que aparte del campeonato que acaba de culminar, en el que quedé de quinta, el de Brasil ha sido el más complicado”.

Lea también Ezekiel Villegas: un piloto venezolano y peleador de jiu-jitsu que triunfa en Filipinas

Apoyo de su familia y entrenadores

Los triunfos de Valerya tienen su fortaleza en el trabajo, dedicación y constancia. Al verla competir y prepararse, se aprecia una enorme concentración y una disciplina ardua que realiza a diario para alcanzar sus metas. De la mano de esa preparación, la karateca venezolana destaca el apoyo de sus familiares y entrenadores, importante en el día a día.

“El apoyo es fundamental y es muy importante para mí, tanto las palabras como la preparación de mis entrenadores y mi familia. Creo que esto es lo que me ha hecho llegar actualmente donde estoy, ya que sin su apoyo no sería lo mismo”, destacó.

Lea también Antonio Díaz inaugura su Dojo en Caracas para seguir formando campeones


“De Alfredo Loyo he aprendido muchísimo. Es mi preparador físico y él me ayuda día a día a estar a tope y en forma para mis competencias. De Antonio Díaz, mi sensei, he aprendido mucho, sobre todo sus enseñanzas técnicas, y además, él siempre fue mi ídolo desde que estaba pequeña. Entrenar con Antonio es para mí un orgullo", afirmó.

“Antonio siempre me dice que yo tengo un talento gigante, eso nunca se me olvida. Cuando era pequeña, me decía “Mini Johana”, y yo siempre quería más y más. Yo quería estar por encima incluso de él, como aquello de que el alumno supera al maestro, y él siempre me repite 'vamos por más'. Eso siempre está en mi memoria”.

Lea también Andrés Madera cubrió de oro al karate venezolano en los Juegos Suramericanos

Valores del Karate

Para esta destacada joven zuliana, el karate es su estilo de vida e influye en lo que es hoy en día, no solamente como atleta, sino también como persona. “Los valores que te enseña a diario el karate son disciplina y respeto”.

“El karate es un deporte muy hermoso, porque no solamente es pelea, son también figuras, y nos enseña, más que todo, a ser mejor persona. Antes decían que el karate era masculino, ahorita somos más mujeres las que estamos por encima que los mismos hombres, y no nos quita la feminidad. El karate es un deporte muy hermoso y en cualquier género, sea el que sea, uno puede brillar”, aseguró.

Lea también Triunfos de Andrés Madera en el karate lo conectan cada día más a sus orígenes en Baruta

La número 1

Como dijimos anteriormente, Valerya Hernández es la número 1 del ranking nacional, y una de las metas de esta joven atleta es mantener ese sitial de honor. “Espero seguir así, alcanzando logros tanto a nivel nacional como internacional”.

En el plano internacional, la zuliana también lo tiene claro, y no siente miedo a seguir trazándose metas dentro de su desarrollo deportivo. “Espero primero y principal posicionarme en lo más alto del ranking panamericano, para poder ir avanzando poco a poco y así llegar al mundial”.

En los Juegos Suramericanos de Cochabamba, Valerya obtuvo la medalla de plata. Fue su primera experiencia en estos juegos, en los que afirma que dio “todo por el todo”, obteniendo una presea que supo a oro para toda Venezuela. “Prácticamente todos me decían que yo era la niña del torneo, pero me sorprendí”.

En los juegos suramericanos, la atleta peruana le arrebató el oro, sin embargo, se enfrentaron nuevamente en menos de un mes, y Valerya obtuvo la victoria. Este año también participó en el primer panamericano adulto, obteniendo un meritorio quinto lugar, entre una serie de competidoras muy fuertes y con gran experiencia dentro de este tipo de torneos.

Lea también Valerya Hernández se colgó 3 medallas de oro en la Copa Internacional Simón Bolívar

Siempre en busca de más

Valerya es una triunfadora y así lo demuestra en cada competencia, lo pudimos constatar en la Copa Internacional Simón Bolívar, en donde se colgó 3 medallas de oro en las categorías individual sub-21 y adulto, y por equipo adulto. La atleta nacional representó a la organización Inoue-Ha.

La zuliana disfruta mucho cada victoria y comenta: “A mí las victorias me dan mucha alegría, pero siempre quiero más. Me gusta corregir los aspectos con los que no estoy conforme y poder llega más lejos. Las derrotas las tomo como una enseñanza en donde tengo que pensar y tranquilizarme, para seguir cumpliendo objetivos”.

Lea también Kellys Fuenmayor: la ingeniera del sambo en Venezuela

Música y cine en sus tiempo libre

La vida de Valerya es el karate, pero siempre hay tiempo libre para relajarse y confiesa ser fanática de la música y del cine. “Cuando no estoy compitiendo escucho música y voy al cine. Escucho demasiada música, también la noche antes de la competencia, me gusta escuchar de todo un poco, soy muy variada en los estilos musicales”, aseguró.

Una ganadora como Valerya tiene muchas más metas y sueños, tanto en el deporte como en el ámbito personal. Es por ello que se ve en un futuro como una gran odontóloga, una carrera que tuvo que parar momentáneamente pero que piensa retomar en un futuro muy cercano. Y por supuesto, en el karate, se ve en lo más alto a nivel mundial.

Para todas estas metas, ella tiene el empeño y la actitud de ganadora, partiendo siempre de esa frase tan importante “vamos por más”, y así sigue preparándose a diario para alcanzar los objetivos con firmeza y disciplina.

Lea también Jorge Ochoa: el rostro venezolano de las artes marciales mixtas

Sueñen sin miedo

Los invito a que practiquen el karate. Este deporte es muy hermoso, échenle el ojo y van a descubrir una disciplina espectacular. Como te dije anteriormente, no es solo combate, también hay figuras en el kata que es lo que yo hago”, dice convencida.

Y para cerrar la conversación añade: “Sueñen sin miedo, los sueños se pueden cumplir siempre y cuando tengan la dedicación en los entrenamientos y en lo que uno quiere. Esto aplica no solo para el karate sino para cualquier deporte, en donde uno tiene que dar todo es en los entrenamientos para luego disfrutar de las competencias".

Lea también La pegada de Omailyn Alcalá tiene la fuerza del talento y el poder de la humildad

http://www.contrapunto.com/noticia/suspiros-y-galletas-dulce-antojo-coloniero-103816/