https://www.somosbelcorp.com/

Jueves, 18 de Enero de 2018

Contrapunto.com

Opinión

Gol a favor, gol en contra

Sorteo, azares y “bolas calientes y frías” en el Palacio del Kremlin

Sorteo, azares y “bolas calientes y frías” en el Palacio del Kremlin
Imagen tomada de https://www.elpais.cr -

Ya las vueltas de los bombos y las bolitas del Mundial no son como antes. Ahora todo es dirigido, todo es en función de equiparar los grupos para que no haya ventajas. La Fifa cuida esto para preservar bajo su ala a los mercados poderosos

Dijeron ufanos los medios de comunicación internacionales que el planeta entero estaba pendiente del sorteo del Mundial en el Palacio del Kremlin, en Moscú, el viernes de la semana pasada, pero en realidad el meneo de las bolitas y los papelitos extraídos de sus barrigas importaron poco. Tal vez esa indiferencia de la afición se haya debido a que los azares anunciados ya no tienen esa magia del pasado; hace unos años la fortuna era la reina de la fiesta. Hoy el movimiento de los bombos es dirigido, pre hecho, y los destinos de las 32 selecciones casi está marcado, así Gianni Infantino, presidente de la FIfa, diga rotundamente que no es así. Hace unos días leímos una crónica fechada en Barcelona, en la que se aseguraba que los catalanes estaban más pendientes de en qué grupo le tocaba a Lionel Messi que a la llave de España. Y les producía interés conocer que Iván Rakitic, compañero del argentino en el Barsa, lo enfrentará con la selección de Croacia.

La gracia del sorteo ya no es tal. Y todo porque en el fondo del teatro, allá donde se mueven sombras que el público asistente no ve, se da la paradoja de que la Fifa, no obstante su vocación por los negocios y negociados, se empeña en construir grupos mundialistas parejos, donde no haya desigualdades. Ya no se estila aquella trampa de “bolas calientes y bolas frías” para poder elegir rivales, venida a menos con los comentarios de Alexei Sorokin, presidente del Comité Organizador del torneo, sino trucos como “cabezas de serie” para que los gigantes no se vean las caras muy temprano, y que países de la misma Confederación no se enfrenten en el mismo grupo. Claro, todo esto con un fin: complacer a todos porque es la oportunidad mayor de preservar bajo su ala poderosos mercados y conquistar los inconquistables. No obstante, en la ceremonia del Kremlin hubo una mancha: ¿por qué a Rusia le corresponderá jugar sus opciones en un grupo considerado el más débil, con Arabia Saudita, Egipto y Uruguay como adversarios?

Ahora recordamos el Mundial de México 1970: entonces quedaron, por travesuras de la suerte, Brasil, Inglaterra, Rumania y Checoslovaquia en la misma zona. ¡Vaya usted a saber si, en estos tiempos, tamañas potencias hubiesen sido agrupadas en igual llave! Era una señal de pureza relacionada con los tiempos que se vivían. Hoy ya no es así: ¿para bien o para mal?

El Mundial 2022, como es sabido, se disputará entre el calor y la audacia arquitectónica de Catar. Contra todos los duros presagios, será ahí, a 50 grados Fahrenheit, en estadios techados y con aire acondicionado donde los equipos de todas partes irán por la Copa. Los focos, por eso, ahora se dirigen hacia el 2026: ¿quién será el elegido? Inglaterra y Estados Unidos han emergido como candidatos para este Mundial, que será el primero con 48 selecciones, pero por los palos, calladamente, se les cuela un outsider: Australia. La isla continente tiene dos condiciones esenciales para el fútbol de hoy: país desarrollado como exige la Fifa, y nación donde el fútbol no es primer deporte, sino el rugby, y por ello un mercado por llenar. Tal cosa ya pasó en Suráfrica, en 2010, y podría pasar en la tierra de los canguros. Ya imaginamos a la gente sacando cuentas de horas y horarios, allá es un día y aquí otro, caramba, qué vaina, qué lejos es Australia. Y siguiendo lo que pasó en Rusia, ¿cómo entonces será el sorteo? ¿Quedará el dueño de casa en el mismo grupo con las islas Salomón, Belice y Guinea Ecuatorial? Nos vemos por ahí.

Lee también en Gol a favor, gol en contra: “Giganten”, un disco para el fútbol | Dybala desfila y Doce Gabbana forma un revuelo | “Good morning”… “Buenos días” | Camiseta 7: detrás del berrinche ¿qué hay? |


Las opiniones emitidas en esta sección son responsabilidad de los columnistas. Su publicación no significa que sean compartidas por Contrapunto.com.

Contrapunto.com respeta y defiende el derecho a la libre expresión, pero también vela por el respeto a la legalidad y al uso de un vocabulario libre de insultos y de contenidos inapropiados a la luz del sentido común y las leyes. En consecuencia, nos reservamos el derecho de editar o eliminar los textos o comentarios que incurran en estas situaciones.

http://www.gotasdeayuda.com/
http://www.contrapunto.com/noticia/suspiros-y-galletas-dulce-antojo-coloniero-103816/