Lunes, 18 de Junio de 2018

Contrapunto.com

MUNDO CTP

Un total de 333 ballenas cazadas con fines "científicos"

Japón caza 122 ballenas embarazadas con "fines cinetíficos"

Japón caza 122 ballenas embarazadas con
Japón sigue cazando ballenas en alta mar - Kyodo/AP
  •  
  • CONTRAPUNTO
  • Miércoles, 13 de Junio de 2018 a las 11:23 a.m.

mas de 120 ballenas embarazadas fueron cazadas por Japón en su última cacería en la Antártida, como parte de un "programa científico", lo que ha provocado la condena internacional

Entre un total de 333 rorcuales aliblancos han sido capturados como parte del llamado programa "científico" que lleva a cabo el gobierno japonés dentro de sus planes estratégicos en alta mar.

Según las informaciones, fueron un total de 122 ballenas embarazadas y 114 ejemplares juveniles que fueron masacrados en esta cacería llevada a cabo por los japoneses en cercanía a las aguas de la Antártida.



Japón es país signatario de la moratoria de la comisión sobre la cacería de ballenas, pero Tokio se aprovecha de tecnicismo legales para alegar que lo que hacen es con fines científicos.

Los críticos a esta práctica expresan sus sospechas al respecto y que en realidad es una forma de tapar lo que viene siendo una caza comercial de ballenas, ya que la carne de estos mamíferos es vendida después en diversos mercados para el consumo humano y otros usos industriales.

"La matanza de 122 ballenas preñadas es una terrible estadística y una triste acusación sobre la crueldad de la caza de ballenas en Japón", lamenta Alexia Wellbelove, directora principal del programa de Humane Society Internacional.


La Comisión Ballenera Internacional (CBI) prohibió en 1982 la captura de ballenas para comerciar su carne, pero mantuvo la práctica para aquellos casos cuya finalidad sea la investigación científica o la subsistencia de la población aborigen. Algunos países partidarios de la caza controlada de cetáceos para uso comercial, como Noruega e Islandia, simplemente ignoraron la norma, pero Japón -ante las presiones de Estados Unidos- decidió acogerse a la primera cláusula.