https://www.facebook.com/BeducenVenezuela/

Martes, 18 de Septiembre de 2018

Contrapunto.com

Economía

Francisco Rodríguez indica que el informe no incluía en su diagnóstico una “guerra económica"

Del plan económico de la Unasur el Gobierno no aplicó nada

Del plan económico de la Unasur el Gobierno no aplicó nada
El gobierno no ha hecho público el informe económico propuesto por Unasur el 10 de junio - Foto: AVN
  •  
  • Contrapunto
  • Miércoles, 07 de Septiembre de 2016 a las 4:18 p.m.

El economista Francisco Rodríguez fue el coordinador técnico del equipo de expertos que trabajó para la Unasur en la propuesta, que incluía libre flotación de la moneda y ajuste gradual de precios

El 10 de junio el secretario general de la Unión de Naciones Suramericanos (Unasur), Ernesto Samper, acompañado por el expresidente de República Dominicana, Leonel Fernández, expuso al país la propuesta del bloque regional para la superación de la crisis económica en Venezuela.

El economista venezolano Francisco Rodríguez, quien fue representante del Bank of America para la región andina, coordinó al equipo técnico reunido por la Unasur para hacer el diagnóstico y el programa de soluciones entre mayo y junio, con reuniones incluso efectuadas en la Vicepresidencia Económica, entonces a cargo de Miguel Pérez Abad.

La propuesta buscaba la estabilización económica con medidas de orden cambiario y fiscal, como la libre flotación de la moneda, además ajustes graduales de precios para la gasolina, servicios públicos y productos regulados, indicó Rodríguez entrevistado este miércoles en Vladimir a la 1. “Hemos visto que el Gobierno no ha aplicado las medidas contenidas en ese programa”, añadió.

Entre las recomendaciones también estaba la indexación salarial a la inflación, para proteger el ingreso de todos los ciudadanos. “El programa fue diseñado para la estabilización expansiva. Calculábamos que la economía podía empezar a crecer y bajar la inflación muy rápido”, explicó.

Pero en las medidas tomadas por el Ejecutivo no hay visos de ninguna de las ideas del plan. Rodríguez solo observa algo semejante a una de las sugerencias en la Tarjetas de Misiones Socialistas, que el Gobierno ha indicado que llegará a 500 mil familias con un importe de 30 mil bolívares mensuales.

Foto: AVN

En el caso de la propuesta de Unasur, tenían la Tarjeta Solidaria, un programa de transferencia de al menos tres millones de familias para que pudieran adquirir bienes básicos con descuento de 80%.

“Eso no implica que estén aplicando el programa (…) Si no haces los ajustes cambiario y de precios, las cosas se ponen peor, los precios crecerán a un ritmo que hace que la tarjeta no alcance. Eso es lo que está pasando”, explicó.

Lea también Reacciona José Guerra: La solución a la escasez en Venezuela no está en los puertos

El plan que propusieron tenía un consenso sobre “las cosas básicas, urgentes, que deben hacerse, para estabilizar la economía y controlar la inflación, para que la gente tenga un salario que valga algo”.

Rodríguez descartó que se trate de un paquete “neoliberal” pues, por el contrario, apunta a la estabilización y expansión, con protección social.

En el diagnóstico que hicieron, no hablan de “guerra económica” acerca del argumento utilizado por el Gobierno para justificar la crisis. ”Ese no es un concepto que se discute entre economistas, es parte de la discusión política”, agrega.

“No entiendo qué quiere decir guerra económica. Si es bachaquear, creo que es racionalidad económica, porque eso es lo que haría cualquier persona con los incentivos económicos que existen en Venezuela”, añade.

Hasta hoy, el Gobierno no ha hecho público el contenido del informe elaborado por Unasur.

Lea también Miguel Ángel Santos: la economía no mejorará porque el Gobierno sigue haciendo lo mismo

Contracción de 10%-inflación de 300%

Rodríguez no duda de que hoy Venezuela está pasando por la peor crisis de su historia y una de las peores de América Latina, y vaticina una contracción del PIB de 10% para este año y una caída del salario real de entre 40% y 60%.

Cree que la inflación puede estar en el orden de 200% o 300%, y, aunque señala que no llega aún a hiperinflación, sí ha generado una contracción semejante a la de la Gran Depresión que vivió Estados Unidos.

“Estamos viendo que el Gobierno no es capaz de gastar al ritmo que suben los precios. Lo vemos en el salario de los empleados públicos”, apuntó.

La salida está, afirma, en un programa de estabilización que “mientras más se retrasa, tendrá más costos, dolor e impacto sobre la población”. Además, considera que ese plan debe salir de un consenso nacional.

Lea también Préstamo de $40 mil millones y dólar libre es la receta de Felipe Pérez para Venezuela

Cree que el país ya vive la parte más dura del ajuste, que es la reducción del gasto fiscal y de las importaciones, que han pasado de niveles de 60 mil millones de dólares en 2012 a 18 mil millones este año.

Estima que parte de la crisis se explica en las distorsiones de los precios con las regulaciones. “El problema macroeconómico tiene una base microeconómica: la economía no funciona porque no permite que la gente venda sus productos a precios rentables, porque el Gobierno insiste en mantener precios no vinculados con la realidad. Entonces hay contrabando, sobrefacturación (porque ofreces un dólar muy por debajo del mercado negro), que genera incentivos enormes para que el empresario pida más de lo que necesita”, puntualizó. “El sistema no funciona y lo estamos viviendo en carne propia”.

http://www.contrapunto.com/noticia/suspiros-y-galletas-dulce-antojo-coloniero-103816/